Paisaje humano, Paisaje urbano, Curiosidades

martes, 12 de marzo de 2013

Posiblemente, la planta más triste del planeta



Es un tronco del Brasil y fue creado para vivir y crecer en un país luminoso y tropical rodeado de vegetación exuberante y pájaros estrambóticos y gritones. Ahora languidece abandonada en el rincón de un  pasillo, sin luz natural y alimentándose de una fluorescente.¿Qué habrá hecho para merecer un destino tan horrible? ¿Qué pecados cometieron sus padres para sufrir un castigo así? ¿No sería mejor colocar un paragüero en su lugar para que hiciera juego con el extintor y el cuadro y transplantarla a un rincón protegido y soleado de un parque donde la lluvia acaricie sus hojas?